Padres perrunos celebran el aniversario de la «llegada a casa» con una galería de fotos del primer año juntos.

Quienes tenemos mascotas sabemos lo emocionantes que pueden ser esos primeros días, semanas y meses luego de traer a un nuevo peludo a la familia. Incluso mientras te adaptas a tu nueva rutina, tu amor solo crece y crece a medida que comienzas a depender de tu compañero canino.

El usuario de Imgur metalfacemark tomó estas fotos para recordar el emocionante primer año de paternidad canina junto a su perro Harvey. Como tributo a su creciente amor y amistad, publicó una serie de fotos en el aniversario del día en que lo llevaron a casa.

“¡Feliz llegada a casa Harvey!” publicó el usuario. (Las siguientes citas también son de metalfacemark en Imgur)

Sabemos que te sentirás identificado con los mejores momentos compartidos durante su primer año juntos:

Por ejemplo, está el primer día cuando llevaste a casa al cachorro, ¡y no podías creer que aquella bola de pelos y alegría pura realmente fuera a vivir contigo!

“Él llegó a casa con nosotros hace un año en un día como hoy (miren esa carita) awwww”.

A medida que tu cachorro se adapta a la familia, su personalidad comienza a desarrollarse. Eligen sus lugares favoritos para dormir o pasar el día…

«Su lugar favorito para pasar el día cuando estaba pequeño era la sala, y aún lo sigue siendo».

Algunos son más extravagantes que otros.

“Le gustaba dormir en lugares extraños…”

Comienzas a descubrir cuál es su tipo de juguete favorito…

“Banana fue devorada poco después, y terminó siendo expulsada por detrás”.

[adrotate group=»4″]

O si prefiere abrazar / atrapar / destruir / comerse dichos juguetes.

“A él le gustaba acurrucarse con Monkey y conmigo. Pero a Monkey le pasó lo mismo que a Banana poco después”.

Luego, está la primera vez que tu angelito hace un desastre. Pero aunque quieras, no puedes enojarte con él… ¡y menos con esa carita!

“Atrapado con las manos en la masa. Es un labrador, y por lo tanto un glotón”.

Comienzas a maravillarte por lo rápido que crece, extrañando aquellos días de cachorro, pero emocionado por conocer lo que la vida les depara en los años por venir.

“Sigue poniéndose más grande pero es igual de dormilón, y siempre me tiene puesto un ojo encima. Su nariz comenzó a tornarse marrón alrededor de esta fecha”.

Te asombra que exista un ser en el mundo que solo quiere estar a tu lado todo el tiempo, y que nunca, jamás se cansará de ti. O lo que es más, que tu tampoco te cansarás de él…

“Le gusta ayudarme mientras plancho”.

[adrotate group=»5″]

…aunque claramente no conoce el significado de “espacio personal”.

“Le gusta observarme mientras me baño”.

Salir a tomar aire fresco y ejercitarte es mucho más divertido cuando tienes un cachorro para disfrutar junto a él.

«Él adora estar afuera más que nada en el mundo».

Y verlo jugar es una de las mejores formas de entretenimiento que existen.

“Una vez se metió en apuros persiguiendo a una oveja”.

Te sientes como un padre orgulloso con cada logro.

“El día que decidimos eliminar su jaula, lo encontramos listo para entrar en ella”.

[adrotate group=»5″]

Y consideras a tu perro una de las criaturas más hermosas del mundo…

“Totalmente regio”.

…incluso cuando pone sus caras.

“Es un poco distraído”.

Lo más emocionante del primer año de paternidad es saber que, con un poco de suerte, ambos compartirán incontables aventuras y anécdotas juntos.

“Él es un buen chico. ¡Feliz aniversario de tu llegada a casa Harvey!”