Errores que cometes al preparar pollo

Comprar pollo congelado

- Anuncio Publicitario -

La comida precongelada nunca es tu amiga en la cocina, y eso aplica tanto para el pollo como para cualquier otra cosa. Verás, lo único que quieres en el pollo es jugosidad, y esa jugosidad se logra cuando la carne contiene una cantidad adecuada de agua. Sin embargo, durante el proceso de congelación, la carne se seca y pierde gran parte de su contenido de agua, lo que significa que el pollo cocido eventualmente estará casi totalmente desprovisto de sus jugos.

Según James Wilshcke, chef ejecutivo del restaurante Filifera de Hollywood, no siempre se puede confiar en una etiqueta que diga “fresco, nunca congelado”. “Estoy seguro de que hay tiendas de comestibles que tienen un exceso de existencias de este producto”, dijo a Food & Wine. “Y si no quieren que se eche a perder, podrían congelarlo para extender su vida útil”. Si lo que buscas es buena carne, tu mejor opción será dirigirte a un carnicero y hacerte buen amigo de él.

Ant. 2 de 15 Sig.
- Anuncio Publicitario -