5 maneras de limpiar tu cuerpo todos los días.

La limpieza no es un proceso que realizas una vez al año. Nuestro cuerpo se limpia todos los días de forma natural mediante una digestión saludable. Y para que el cuerpo puede hacer eso, debemos llevar un estilo de vida estable y sano compuesto principalmente por una alimentación saludable y en las horas que corresponde. Estos consejos para tu estilo de vida ayudarán a mejorar el proceso de limpieza de tu cuerpo.

Anuncio Publicitario

La limpieza es un término popular que lamentablemente tiene poco o ningún sentido en estos días debido a su utilización excesiva. Pero en su sentido más estricto, la limpieza es un proceso natural e importante que tu cuerpo realiza diariamente para deshacerse de todo lo que no necesita o que no contribuye con un buen estado de salud.

Realizar una limpieza anual o estacional es una forma excelente de sanar, rejuvenecer y poner tus hábitos alimenticios y estilo de vida en el camino correcto. Pero la limpieza diaria es mucho más importante. Puedes utilizar estas prácticas sencillas cada día para ayudar a limpiarte de forma natural y aumentar tu energía y vitalidad, al tiempo que te ayuda a curar y a prevenir problemas de salud a largo plazo.

5 prácticas para una limpieza diaria.

1. Bebe mucha agua, especialmente en la mañana.

¡Beber agua en la mañana es una de las formas más sencillas y efectivas de mantenerse saludable! Aunque sientas que bebes suficiente agua a diario, probablemente no sea así.

Tu cuerpo utiliza el agua para limpiar y eliminar las toxinas. Cuando este no recibe suficiente líquido, la limpieza diaria se vuelve lenta y las toxinas comienzan a acumularse en tus tejidos.

Tomar agua durante las primeras horas tras levantarte por la mañana ayuda a tu cuerpo a eliminar las toxinas del día anterior y aumentar tus niveles de energía durante todo el día.

2. Tómate tu tiempo para respirar profundamente.

Liberamos el 80% de las toxinas en nuestro cuerpo a través de la respiración. El problema es que no siempre respiramos con la profundidad suficiente.

Especialmente cuando tienes un alto nivel de estrés durante el día, tu respiración se vuelve más superficial, y puede que incluso olvides respirar de forma constante e ininterrumpida. Esto hace que las toxinas queden atrapadas en el interior de tu cuerpo.

Tomate 5 minutos cada día para realizar algunos ejercicios de respiración profunda; esta es una forma excelente de limpiar tu cuerpo de forma natural, liberar el estrés y mantener la calma.

3. La hora de la comida es tan importante como la comida en sí.

Tu cuerpo tiene un ritmo digestivo natural que te hace sentir un poco de hambre de 1 a 2 horas después de levantarte, mucha hambre a mitad del día, cuando el gasto de energía se encuentra en su punto máximo, y un hambre moderada pocas horas antes de irte a la cama. Mantenerse dentro de este ciclo natural ayuda a que tu sistema digestivo funcione de manera óptima, asimilando los nutrientes y expulsando las toxinas de forma natural.

Cuando comenzamos a comer de forma desordenada, la digestión de las diferentes comidas comienzan a solaparse; esto hace que el sistema digestivo no funcione bien. Por ende, nuestro cuerpo absorberá menos nutrientes y acumulará una mayor cantidad de toxinas.

4. Revisa los productos que utilizas.

Una de las mayores fuentes de toxinas dañinas para nuestro cuerpo son los productos de cuidado personal y de limpieza que usamos en casa. ¿Alguna vez le has echado un vistazo a la lista de ingredientes de estos productos? Si lo haces, probablemente habrás notado una larga lista de productos químicos, muchos de los cuales tienen un efecto perjudicial sobre su salud.

¡Tan solo piensa en todos los productos que utilizas a diario, y la cantidad de químicos que podrían entran en tu cuerpo! Elegir productos más limpios, orgánicos y naturales es una de los mejores consejos para limpiar tu cuerpo de forma natural.

5. Elimina el estrés.

El estrés tiene un efecto tóxico sobre la salud. Así que, aunque resulte imposible llevar una vida 100 por ciento libre de estrés con nuestro estilo de vida moderno, podemos reducir su impacto en nuestra salud con algunas prácticas cotidianas que nos ayudan a controlarlo.

Estas incluyen el yoga y la meditación, que pueden reducir efectivamente el nivel de estrés y sus efectos tóxicos dañinos.

Estas prácticas diarias son otra forma estupenda de mantener su salud a tope durante todo el año. Las limpiezas anuales y estacionales una buena forma de ir más a fondo, poner tu alimentación y estilo de vida en orden, limpiar, revitalizar y curar cualquier problema de salud.

Anuncio Publicitario